El recuncho de Tana

Todos necesitamos un lugar propio. Un sitio seguro desde el que asomarnos a esa niebla en la que nos arriesgamos a pescar dulces sueños... o ácidas pesadillas. Éste es el mío.

Nombre: Tana
Ubicación: Zaragoza, Spain

Érase una vez una mujer que buscaba. Encontró la perfección en la combinación de las palabras y el silencio. Y por eso, siempre estaba acompañada de libros. No renegaba de sus rarezas, se complacía en ellas. Era un poco desastre, pero auténtica. Sí, yo soy ella. A veces dura, a veces tierna... siempre imperfecta.

miércoles, noviembre 16, 2005

La ausencia eterna

Para Pirata, que me lo ha pedido, y para Max, al que le gustan las historias de ausencias.
LA AUSENCIA ETERNA
Hoy me he levantado con la pena puesta,
enroscada en mí como una bufanda
demasiado larga.
Tu ausencia en la cama, las sábanas yermas
y la certidumbre de que todo pasa...
con el tiempo.
Hoy mis pensamientos pesan como plomo.
No hubo mariposas volando en mis sueños,
ni tiernas caricias, ni un dulce reposo...
Sólo un precipicio donde tengo el pecho,
una enorme grieta, un vórtice interno.
Hoy sentí de golpe lo que me dijeron:
que no volverías, que tú...
habías muerto.

Fotografía: Tana Guiance

Texto: Tana Guiance

"Poesía Picarral"

13 Comments:

Blogger Max Estrella said...

muchísimas gracias,Tana.Ha sido todo un detalle la dedicatoria.Me ha encantado y me ha hecho una ilusión enorme.Gracias mil.
La poesía es preciosa,también la imagen,y las sensaciones que transmite totalmente reales.Letras que llegan al corazón...
¿te he dicho alguna vez que tus letras me recuerdan a las de Martín Gaite en Nubosidad Variable?
Muchas gracias y muchos bicos

10:45 p. m.  
Blogger incondicional said...

Precioso y triste.
Un abrazo Tana.

11:45 p. m.  
Blogger beclen said...

es preciosa, Tana. Preciosa.

3:50 p. m.  
Blogger ___ttt said...

Jo, que ilusión!! Muchas gracias!!
Tus palabras parecen desenroscar cualquier botella de sentimientos, son palabras tristes pero muy elegantes...
1abrazo y felicidades ;)

6:10 p. m.  
Anonymous Ernesto said...

Y ahora, después de leer estos versos, dime, qué hago con estas ganas de despeinarte así, así, como frotando tu cabeza para despejar la niebla, si con este cacharro no se puede, no se puede.

8:37 p. m.  
Anonymous Ardi said...

Muy, muy triste. Y muy bello. Y, sin embargo, ese desgarro vacío nunca es hermoso. Si no fuera porque la necesidad de sobrevivir embellece hasta los malos momentos, de alguna manera, con el decorado de... ¿la nostalgia?

4:06 p. m.  
Blogger Tana said...

Me alegra mucho que os haya gustado la poesía, aunque sea tan triste. Ahí estamos, exorcizando miedos.
No sé, Max, si me habrías dicho lo de Carmen Martín Gaite, pero me encanta porque es una de mis autoras favoritas y ese libro del que hablas, en concreto, el más favorito de todos. Así que, voy a aprovechar el recuerdo de ese libro, que me has proporcionado, para escribir un próximo artículo.
Incondicional, Beclen, gracias por vuestras visita,abrazo y bonitas palabras.
Piratiña!!Me alegra que te haya gustado. La otra poesía del libro, como tiene título y contenido sobre fecha concreta, esperaré al día indicado para colgarla.Sólo neceseitarás una paciencia de... unos tres meses. Vale? ;)
Ay, Ernesto! :) Al leer tus palabras se me ha puesto una carita de "perro pachón" que ni te imaginas :) Un abrazo muy fuerte.
Ardi, gracias por tu visita.Sí que es cierto que mis escritos van envueltos, en su mayoría, en un halo de nostalgia.Supongo que es mi característica más "gallega" ;)Nos leemos!! Bicos para todos!!

8:03 p. m.  
Anonymous elbucaro said...

La ausencia suele ir unida a la tristeza. Pero siendo la ausencia por la muerte muy dura, creo que es peor la de esa ausencia que se experimenta de alguien porque se ha querido ir para nunca más volver a nuestro lado. Porque en este segundo caso su vida seguirá...pero lejos de nosotros. Besotes.

11:10 a. m.  
Anonymous Brisa said...

Que excusa ponerle a la tristeza para que se vaya, ante tal dolor.. pero con tus bellas palabras has conseguido apaciguar el mío.

Muchos besitos Tana

7:40 p. m.  
Anonymous Marquesita del Borne said...

necesito tu mail para contactar... puede ser???
el mio: marquesitadelborne@hotmail.com
gracias

2:08 p. m.  
Blogger Grial said...

"..Hoy me he levantado con la pena puesta, enroscada en mí como una bufanda demasiado larga."
Quién no se ha sentido así...
Precioso!
Un placer leerte, un beso :)

7:28 p. m.  
Anonymous Irenia said...

Al leer hoy este poema se me hace un nudo en la garganta. Acabo de llegar a casa de ver a mi tía abuela de 95 años y sé que dentro de muy poco sentiré la ausencia que describes.
Un beso.

8:45 p. m.  
Blogger Tana said...

Elbúcaro, no estoy segura de que sea así. Si de verdad quieres a alguien ¿No es preferible saber que está bien, aunque no sea contigo? ¿Crees que es menor el dolor de que muera queriéndote?
Besitos para tus "pupas" del alma, Brisa.
Charito!! Un besote, guapa!!Ya tienes mi mail ;)
Gracias mil por tu visita, Grial.
Es inevitable, Irenia. Tarde o temprano nos asalta una de esas pérdidas y aunque no hay consuelo, no deja de ser ley de vida a según qué edades. ¿Verdad? Un abrazo fuertote :)

7:43 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home